• 13:07
  • Martes, 26 de Septiembre de 2017

Los trastornos del sueño aumentan el riesgo de problemas cognitivos

La respiración durante el sueño afecta negativamente a la atención, la velocidad de procesamiento y la memoria

Los trastornos del sueño aumentan el riesgo de problemas cognitivos

Los trastornos del sueño pueden aumentar los problemas cognitivos, especialmente en aquellas con riesgo de enfermedad de Alzheimer, según ha puesto de manifiesto un estudio realizado por investigadores del Brigham and Women's Hospital y Harvard Medical School (Estados Unidos) y que ha sido publicado en la revista de la American Thoracic Society.

En concreto, los autores han comprobado que los pacientes que poseen el alelo e4 de la apolipoproteína (APOE-e4) tenían una mayor deficiencias cognitivas. APOE es un portador de colesterol importante que ayuda a la reparación de lesiones en el cerebro. Otros estudios han demostrado que aquellos que portan la forma alternativa del gen, el alelo e4, están en mayor riesgo de enfermedad de Alzheimer. Las estimaciones son que el 20 por ciento de la población lleva el alelo e4.

Para analizar la asociación entre este alelo y la aparición de Alzheimer, los expertos, que analizaron a 1.752 personas, utilizaron varios indicadores de la respiración y la cognición en trastornos del sueño. También evaluaron si la presencia del alelo APOE-e4, que se sabe que aumenta el riesgo de la enfermedad de Alzheimer, influyó en el vínculo entre la respiración trastornos del sueño y la cognición.

De esta forma, los científicos han hallado que el aumento de la hipoxemia durante la noche (saturación de oxígeno por debajo del 90 por ciento) o el aumento de la somnolencia diurna se asociaba a una menor atención y memoria; que la somnolencia diurna se relacionaba con una velocidad de procesamiento cognitivo más lenta; y que el síndrome de apnea del sueño iba aparejado a una menor atención y velocidad de procesamiento. Unas asociaciones que fueron más fuertes en APOE-e4 portadores.

"Nuestro estudio proporciona pruebas adicionales de que la respiración durante el sueño afecta negativamente a la atención, la velocidad de procesamiento y la memoria, robustos predictores de deterioro cognitivo. Dada la falta de tratamiento efectivo para la enfermedad de Alzheimer, nuestros resultados apoyan el potencial de la respiración con trastornos respiratorios y el tratamiento como parte de una estrategia para reducir el riesgo de demencia", han zanjado los autores.

x