• 19:10
  • Viernes, 22 de Septiembre de 2017

Expertos apuestan por el abordaje pluridisciplinar para tratar el cáncer de mama metatásico

Según el curso en la UIMP, en colaboración con Novartis Oncology, que ha contado con expertos del ámbito clínico, asistencial, de la política sanitaria, la enfermería, la farmacia y representantes de los pacientes

Expertos apuestan por el abordaje pluridisciplinar para tratar el cáncer de mama metatásico

El cáncer de mama afecta cada año a más de 27.000 personas en España, siendo el tipo de tumor más frecuente en las mujeres, y se prevé que 1 de cada 8 padecerá esta afección a lo largo de su vida. Cada año causa más de 6.000 muertes y en más del 90 por ciento de los casos estas se producen en fase metastásica.

Además, el cáncer de mama avanzado es una patología que clínicamente presenta manifestaciones muy variables. Las pacientes con cáncer de mama en las que se detecta la presencia de metástasis en el momento del diagnóstico constituyen un 5 o 6 por ciento, y el 30 por ciento de las mujeres diagnosticadas en un estadio precoz de la enfermedad experimentará una recurrencia de la misma con metástasis a distancia. Del total de muertes por este tumor, más del 90 por ciento se debió a la metástasis.

Expertos de las diferentes disciplinas del ámbito sanitario participaron el martes en el curso “Hacia la excelencia en el conocimiento del cáncer de mama avanzado: una visión multidisciplinar”, organizado por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en colaboración con Novartis Oncology. En el debate, los especialistas hicieron especial hincapié al señalar que el tratamiento en red y la perspectiva multidisciplinar son aspectos clave para el abordaje del cáncer metastásico o avanzado.

La consejera de Sanidad de Cantabria, María Luisa Real, el rector de la UIMP, César Nombela, y Marta Moreno, directora del Observatorio y de Relaciones Institucionales de Novartis Oncology, inauguraron el encuentro en el que se dejó claro la importancia de un abordaje multidisciplinar de la patología.

Nueva era del conocimiento

“Una visión pluridisciplinar para desarrollar estrategias conjuntas es especialmente importante en el ámbito del cáncer de mama avanzado pues se trata de una disciplina muy amplia y que repercute en muchos aspectos de la vida de las personas que la padecen”, recalcó Marta Moreno, quien se refirió, con satisfacción, a que el 15 por ciento de los descubrimientos médicos se centran en el cáncer de mama, “y esto se ha producido en los últimos diez años”. “Nos encontramos en una nueva era del conocimiento en la que ya hablamos de cronificar el cáncer de mama”, al tiempo que  mostró su esperanza ante los más de 500 ensayos clínicos en los que han participado cerca de 10.000 pacientes y que cambiará el rumbo de la enfermedad que mata a una de cada cuatro mujeres en Europa.

Cristina Grávalos, de la Oficina de Coordinación Oncológica de la Comunidad de Madrid, aportó la visión desde una Consejería de Sanidad: "El cáncer de mama es un problema sociosanitaro gravísimo porque para su atención, diagnóstico y tratamiento precisa del uso de muchos recursos. Tras ofrecer datos sobre la incidencia de este tumor y resaltar la importancia del diagnóstico precoz, esta doctora destacó que las perspectivas son esperanzadoras, ya que la supervivencia ha aumentado considerablemente desde los años 90: "En 2007 la supervivencia al cáncer de mama tras un año era del 95 por ciento, descendiendo al 82,8 por ciento a los cinco años".

Acceso a los fármacos innovadores

Grávalos se refirió además a la necesidad de animar a las mujeres de entre 50-69 años a que participen en el cribado de cáncer de ama. “Los especialistas no queremos tratar a estas pacientes, sino diagnosticarlas antes de que les aparezca el tumor; el cáncer de mama no es una enfermedad, sino un conjunto de ellas”, añadió, mientras reivindicó que todas las pacientes con cáncer de mama avanzado “tienen el derecho a acceder a los fármacos innovadores, independientemente de la comunidad autónoma donde residan”.

En esta misma línea, la doctora Ana Tejerina Puente, subdirectora general de Asistencia Sanitaria del Servicio Cántabro de Salud (SCS), abogó por la equidad en el diseño de cualquier estrategia del cáncer y del trabajo en red, “clave para el abordaje”.

Los especialistas coincidieron en la necesidad de avanzar hacia un modelo de gestión sanitaria centrado en la humanización tanto del tratamiento como de los procesos asistenciales. Así, el doctor Rodrigo Gutiérrez, director general de Calidad y Humanización de la Asistencia Sanitaria del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), reclamó ”unos servicios de salud que proporcionen una cobertura integral a pacientes con cáncer de mama avanzado, ya que especialmente en esta dolencia los factores emocionales y personales tienen una gran implicación”. “Hay que favorecer un proceso asistencial centrado en el enfermo, no en la enfermedad”, apostilló.

Asistencia más humanizada, con más valor

Según el experto “humanizar es incorporar la sensibilidad, la bondad; es una cuestión de ética que tiene que ver con la búsqueda del bienestar del paciente. Hay que impregnar nuestra asistencia de los valores humanos que estén acorde con la justicia, el amor y el respeto. La gente nos demanda asistencia pero con más valor”, sentenció.

En esta línea, en el curso se abordaron algunos de los retos en los modelos de gestión como son la mejora de la continuidad de los cuidados, evitar la fragmentación asistencial, integrar la atención social y sanitaria, ofrecer un seguimiento individualizado y un apoyo psicológico “considerando la persona en su conjunto”, tal y como precisó Gutiérrez

Paciente activo con mayor adherencia al tratamiento

El encuentro, en el que se dieron cita también especialistas del ámbito de la política y la gestión sanitaria, del ámbito clínico y asistencial, contó con la visión del paciente, ofrecida por Laura Pérez, coordinadora de la Federación Española del Cáncer de Mama (FACME), que puso de relieve la importancia del abordaje de la patología desde una perspectiva transversal que integre a todos los actores implicados incluido el propio paciente.

Pérez defendió la figura del paciente que debe ser “activo, autónomo y un aliado” en el tratamiento oncológico. El colectivo valora que haya una reducción de las listas de espera, el acceso igualitario a los recursos y la creación de equipos multidisciplinares en hospitales para abordar la patología.

La portavoz de los pacientes abogó asimismo por un trabajo sanitario “integral” con pacientes de cáncer de mama, al tiempo que aseguró que “cuanto más informado esté la paciente y más confianza tenga con los profesionales sanitarios será más fácil que tenga una mejor adherencia a los tratamiento. En este sentido, añadió, que el personal de Enfermería es un “gran aliado para las mujeres con cáncer de mama”.

Rafael López, jefe del Servicio de Oncología Médica del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela, mostró su satisfacción porque en los últimos años se han producido grandes avances en el conocimiento del cáncer, en general, y en el de mama en particular. “Todos esos progresos y los que estamos intuyendo nos hacen ser relativamente optimistas en conseguir un control de la enfermedad. Empezamos a tener nuevas herramientas para alcanzar el sueño de todos: acabar con el cáncer”. Como  hecho relevante destacó la incorporación a la práctica clínica de la clasificación molecular del cáncer de mama “que nos permite realizar un pronóstico y, sobre todo, un tratamiento más racional”.

“Se necesita más investigación y formación”

López reconoció que los gestores sanitarios españoles no están preparados ni concienciados ante los retos que se avecinan en oncología: envejecimiento poblacional, necesidad de medicamentos innovadores cada vez más caros que harán insostenible el sistema si se toman medidas ya.. ”Pero tampoco la sociedad está preocupada por lo que cuesta la investigación ni por la infrafinanciación de la Sanidad. Es una responsabilidad compartida; cuando la sociedad se preocupe de cómo estamos en Sanidad, los políticos también lo estarán”, dijo contundente.

El oncólogo incidió en la necesidad de avanzar en la investigación del cáncer metastásico porque “contamos con muchas limitaciones. Y está claro que el futuro pasa por la investigación y la formación. Además, sostuvo hace falta nuevas formas de gestión y una y una "adaptación" de la investigación a la economía y al desarrollo sostenible

Para López, el cáncer de mama es un ejemplo de la progresión en curación. “Uno de los grandes avances que hemos logrado entender es que el cáncer de mama no es igual en todas las mujeres. Hoy ya hablamos de cuatro grupos, pero sabemos que hay muchos más en los que aún debemos de profundizar.  Porque en el mundo occidental los resultados que obtenemos en el cáncer de mama avanzado son malos; aún es una enfermedad incurable y necesitamos avanzar más en los datos de que disponemos para mejorar los resultados”, reconoció el experto

La doctora Beatriz Bernárdez facultativa del Servicio de Farmacia del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela, se refirió al papel de los servicios de Farmacia en todo este proceso. “Unos servicios que suelen estar en el sótano del hospital y que la mayoría de los pacientes y los usuarios del sistema sanitario desconocen su función”.

El farmacéutico onco-hematológico y la Enfermería

La especialista apostó por intensificar el trabajo diario para conocer las nuevas opciones terapéuticas, teniendo en cuenta además el alto nivel de especialización que supone este tipo de tratamientos. Asimismo incidió en combatir la falta de adherencia de muchas de estas pacientes para aumentar la satisfacción de los tratamientos, al tiempo que insistió en la importancia de promover la integración del farmacéutico onco-hematológico en los equipos de atención al paciente con cáncer pues “no solo mejora la seguridad y la calidad del proceso asistencial, sino que también influye directamente en la educación del paciente y con ello en su empoderamiento y la mejora de la adherencia terapéutica”.

El papel que juega la enfermería también fue puesto en valor en la jornada de la UIMP. Juan Luis Ribes Bernal, secretario de actas de la Sociedad Española de Enfermería Oncológica (UCME).  A su juicio el enfermero tiene “un rol esencial en la coordinación dado el abordaje multidisciplinar de la patología, la enfermedad metastásica en la gran mayoría de casos viene precedida de un proceso largo donde la enfermería abarca la atención a aspectos físicos, psicológicos, familiares y sociales del paciente. Además, en muchos servicios se trabaja con equipos multidisciplinares y enfermería como referente. Para el secretario de UCME, el reto, además de ofrecer una asistencia a todos los pacientes, es llevarles hacia la normalidad”, remachó.

x